Durante las primeras semanas la puede sentir incómoda y abultada. Sin embargo, con el tiempo su boca se acostumbrará a usarla.

En el caso de la dentadura parcial removible o la sobredentadura, colocarla y quitarla necesitará algo de práctica. Debe seguir las instrucciones que le demos para ello. Debe encajar en su sitio con relativa facilidad pero en caso de dificultad, nunca la fuerce hasta su posición mordiéndola porque puede doblar o partir los ganchos, en el caso de las prótesis parciales, o los mecanismos de enganche de precisión, si es una sobredentatura. En el caso de las dentaduras completas pueden sentirse sueltas mientras los músculos de las mejillas y la lengua aprenden a mantenerlas en su sitio.

Puede notar que el flujo de saliva aumenta temporalmente y no es raro sentir irritación o dolor menor. A medida que su boca se acostumbre a la dentadura, estos problemas deben ir desapareciendo. Probablemente sean necesarias una o dos citas de seguimiento en clínica tras su inserción. Si cualquier problema persiste, especialmente irritación o dolor, no dude en visitarnos tantas veces como sea necesario.

Cuando faltan dientes puede ser difícil pronunciar ciertas palabras. Por lo tanto, usar una dentadura parcial puede  ayudar a corregir este problema.

En el caso de la dentadura completa puede suceder que en ocasiones se mueva cuando habla o tose. Debe corregir la posición mordiendo delicadamente y tragando. Necesitará tiempo para acostumbrarse a hablar correctamente con ella. Si tiene dificultad al pronunciar ciertas palabras, practique leyendo en voz alta y repita las palabras que le dan trabajo. Con el tiempo, se acostumbrará a hablar correctamente con ella.

Reserva online
CENTROS DENTALES BANCHS Y ROJAS

Reserva la cita para tu tratamiento en apenas unos minutos, rellenando un simple formulario